lunas-laminadas

Lo que debes saber antes de laminar tus lunas

Cada vez es más habitual ver vehículos con las lunas laminadas, de hecho, en nuestro taller con coche de sustitución, es habitual que lleguen clientes con esta modificación realizada en sus vehículos, ya sea por estética o por intimidad, muchas personas deciden laminar las lunas de sus coches, siempre con la legislación actual en la mano y contando con un mínimo de calidad.

Pero antes de hacerlo, debes saber algunas ventajas y desventajas que tendrás que tener en consideración antes de tomar una decisión sobre realizar o no esta modificación. Además deberás tener también en cuenta la ley,  actualmente está totalmente prohibido laminar las lunas delanteras del coche, tanto el parabrisas delantero como las ventanillas del conductor y el copiloto.

Ventajas de laminar las lunas de tu coche

 

  • Estéticamente tu vehículo dará un salto de calidad muy grande, y es que es innegable que dependiendo del coche, el efecto que pueden causar los cristales oscuros es muy bonito y destaca por encima de los que no cuentan con ellos.
  • Te protegerá del sol en momentos de altas temperaturas o de días soleados sin necesidad de utilizar gafas de sol, algo bastante común en conductores que conducen en esas circunstancias.
  • Podrás tener mayor intimidad, ya que cualquier persona que se acerque a tu vehículo a observar, solamente podrá ver un cristal oscuro que no transparenta ni deja ver el interior del coche.
  • El coste no es muy elevado, por lo que no necesitarás de un presupuesto muy alto para poder poner tu coche bonito.
  • El tiempo de trabajo es “sencillo” y rápido de hacer, siempre dependiendo de la disponibilidad del taller al que acudas.

Las desventajas

  • No tendrás la misma visibilidad, sobretodo trasera, en días especialmente nublados o incluso de noche. Esto puede ser un inconveniente a la hora de aparcar en una zona ajustada, o para realizar diferentes maniobras hacia atrás.
  • Al conducir, deberás fijarte mucho más, o al menos mientras no estés acostumbrado, ya que los cristales tintados te quitarán una parte importante de la visibilidad con la que contabas antes.
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *